A partir de hoy, esto es lo único que necesitarás para regar tus pepinos: presentar un extraordinario ingrediente secreto que promete duplicar tu rendimiento. Muchos jardineros están descubriendo los beneficios de incorporar leche a su rutina de cuidado del pepino. Puede parecer sorprendente, pero los pepinos prosperan con la leche, que favorece su crecimiento en cada etapa al proporcionarles microorganismos beneficiosos y nutrientes esenciales.

Esta solución rica en nutrientes garantiza que sus plantas obtengan exactamente lo que necesitan, al mismo tiempo que es completamente segura y libre de productos químicos. Lo mejor es empezar temprano aplicando esta mezcla durante las fases iniciales de crecimiento y luego continuar en puntos clave como antes o durante la floración, y nuevamente cuando los frutos comiencen a desarrollarse.

Lo que necesitarás:

  • 1/2 litro de leche
  • 10 litros de agua
  • 10 gotas de yodo

Instrucciones: Combine bien todos los ingredientes y riegue las plantas desde las raíces. Cada planta debe recibir unos 200 ml de la mezcla, pero puedes ajustar la cantidad según tus necesidades específicas, manteniendo constantes las proporciones de los ingredientes.