El perejil es una de las  hierbas más  utilizadas en la cocina para condimentar platos exquisitos. El perejil, de nombre científico  Petroselinum crispum  , es una de las  hierbas aromáticas más valoradas y utilizadas  en la cocina mediterránea y muchas otras gastronomías. Es una planta bienal con muchas  propiedades beneficiosas  para el organismo y  además es muy fácil de cultivar  , por lo que se considera un cultivo ideal para principiantes. Por eso, hoy queremos enseñarte   cómo cultivar perejil en agua   para que lo tengas siempre disponible.

Perejil, con una ramita de la frutería puedes tener infinitas cantidades de perejil sin gastar 1 euro

El perejil es una planta muy resistente y  no requiere muchos cuidados, pero hay algunas cosas a   tener en cuenta al cuidar el perejil en maceta :

  • Luz:   El perejil no requiere mucha luz solar. De hecho, puede  crecer perfectamente con unas 3 horas de luz al día  .
  • Suelo:   Como ya hemos comentado, la planta requiere mucha humedad, por lo que el sustrato debe ser muy ligero y proporcionar un buen drenaje. Además, conviene enriquecerlo con humus de lombriz o compost.
  • Riego:  muy frecuente, especialmente en los meses de verano. El perejil puede requerir hasta 2 o 3 riegos ligeros diarios, siempre sin excederse, para mantener el sustrato húmedo pero sin exceso de agua.

Ahora veamos cómo  cultivar perejil en agua usando una sola rama de la frutería.  Necesitará:

  • Tallos de perejil fresco
  • cascada
  • 1 vaso
  • Maceta con tierra

Método:

  1. Comience seleccionando  las ramitas de perejil más frescas y verdes  que pueda encontrar.
  2. Corta los tallos con unas tijeras desinfectadas  y colócalos en agua en un recipiente o vaso  (nota: el agua debe estar hervida y sin cloro para que el perejil crezca bien).
  3. De esta forma el perejil comienza  a multiplicarse.
  4. En cuanto el perejil empiece a brotar,  prepara la maceta con un poco de tierra.  Colóquelo en un lugar donde  reciba suficiente sol. 
  5. En dos semanas el perejil ya habrá echado raíces en la tierra.
  6. Finalmente,  riega la tierra cada uno o dos días.  Verás que la planta poco a poco empezará a crecer y podrás utilizarla en tus recetas.
LEE TAMBIÉN:    Pastel de ciruelas fácil con chispas de chocolate, sin mantequilla ni leche ¡y sólo 130 calorías!

El perejil, si lo cosechas así, crecerá fuerte y exuberante.

Una vez que la planta se ha desarrollado, también es importante saber cómo cosecharla. Si no sabes  cuándo cortar el perejil   para empezar a cosecharlo, sigue estas sencillas instrucciones:

 

  • Cuando la planta  tenga unos tres meses  , podrás empezar  a cortar las ramas exteriores  y utilizarlas en la cocina. Esto  estimula el crecimiento de los brotes centrales,  lo que acelera su crecimiento y estimula a la planta a producir nuevos brotes.
  • Cuando veas el tallo de la flor, tienes dos opciones:  cosechar toda la planta  o  dejar que produzca semillas para tener material para una nueva plantación más adelante.